Directo al mail

jueves, marzo 1

De Paso VI

Esas cosas que te regala Londres (una de esas tantas cosas, por lo menos), son los encuentros casuales, inesperados, extraordinarios, con gente no-londinense, que se dan de manera tan cotidiana que por un momento te olvidás que estás en Londres y te llevan a reflexionar sobre la pequeñez del mundo, la impredectibilidad de las casualidades, lo azaroso de las relaciones, la adaptabilidad de la mente (que no se sorprende de ver cierta gente en contextos que no deberían corresponder), la incongruencia de nuestro concepto de pertenencia, etc.

Ejemplos de estos encuentro - que me gusta llamarlos "Random London" - son esa vez que volvía del trabajo atravezando Hyde Park, y de repente me doy cuenta que uno de los joggers que habían salido a hacer un poco de ejercicio al parque no era nada mas ni nada menos que el hermano-de-una-amiga-exnovio-de-otra-, corriendo, como si nada, en Londres. Dos situaciones cotidianas, un encuentro totalemente ordinario, salvo que en Londres, cuando ninguno de los dos sabía que el otro estaba en Londres.

Otro ejemplo es ir a un cumpleaños en una casa de una Argentina en Londres, consciente que no conoces a nadie mas que a la cumpleañera (muy consciente, estudiaste los invitados en facebook) y que justo, JUSTO,  la persona que te abra la puerta lo primero que te dice es: "yo a vos te conozco". Y resulta que 10 años atrás habíamos compartido dos o tres misiones en el Pilar.

Random London.

El encuentro del miércoles pasado, técnicamente, no cae bajo esta categoría. Por empezar, yo ya sabía que Lula Tira estaba en Londres, nos veníamos escribiendo, y ya habíamos planeamos la ida al teatro juntas hace tiempo. Por lo tanto, no fue ni casual ni inesperado. Peor tuvo su cuota de extraordinario. A Lula la conozco de toda la vida, y tengo miles de recuerdos juntas. Desde las multitudinarias visitas en Estados Unidos que nos tirábamos por la nieve, veraneos en Miramar con coregrafìas incluídas, juegos y aventuras en "la quinta de los patos" y, ya mas de grandes, las tradicionales juntadas en Martindale con una mega picada de la Vicky con la que deleitarnos. El factor común de todas estas situaciones es que se daban en contexto familiar, con varios Beccos y Miky, Sessé y algun mini tira dando vueltas por ahí. Nunca se nos hubiese ocurrido salir alguna noche juntas.

Entonces, esas cosas que te regala Londres (una de esas tantas cosas, por lo menos), son los encuentros  con gente no-londinense, que en otro lugar que no sea Londres no se darían, y que de hecho se dan porque es Londres, pero se disfrutan por todos los otros encuentros no-londinenses que lo precedieron.


Lula Tira, rodeada de icónos londinenses, dp de una hermosa velada viendo el Musical de Matild

7 comentarios:

  1. Wow, Cande!!!!! Qué lindo imaginar y disfrutar ese encuentro de antemano... Y cuánto más lindo leerlo de modo tan poético y en el contexto de esos encuentros mágicos con "gente no-londinense". Qué bendición ese encuentro!!!!! Y qué linda esa reseña de tanta vida compartida!!!! Gracias por celebrarla de este modo.
    Te quiero mucho! Los quiero mucho! Micky.

    ResponderEliminar
  2. Que envidia ese encuentro y que buena descripción de todo lo compartido.. La quinta de los patos me mato!! no puedo creer como me había olvidado de eso!!
    Espero que les haya ido bien y que sigamos (me incluyo) teniendo estos encuentro con algún miembro de la familia TIRA...sea donde sea...

    p.d ¿que tal matilda!!!!????
    P.d 2 ¿quien te abrió la puerta??? sos graciosa que "estudiaste " la lista de invitados.. solo vos!!!

    ResponderEliminar
  3. Miky, que rapidez en contestar! I`m impressed.Tb los quiero!

    Flopy- Matilda MUY buena. Los mocosos unos GENIOS. Me abrió la puerta un francisco, de la época de Duk in Altum del pilar. No me acordaba ni el nombre, pero la cara me sonaba. Estuvimos un rato para descifrar que era de ahí.

    ResponderEliminar
  4. Que lindo encuentro para las dos!!!!

    ResponderEliminar
  5. MADRE HAY UNA SOLA2 mar. 2012 23:03:00

    De los patos y Miramar al London Bridge y Matilda sin olvidarnos de St Louis
    que salto ,que Gap, pero todo surgio aca asique grande los patos y Miramar
    Que lindo encuentro!!!,envidia, de la sana
    Podremos los padres y madres de Beccos y Tiras encontrarnos alla tambien ????
    soñemos que no cuesta nada y hace tanto bien....
    los queremos

    ResponderEliminar
  6. La cantidad de veces que escribí este comentario y se me borró , no saben !! Toda la emocion que tenía se me fue a no sé dònde . Espero esta vez seleccionar bien el perfil . Vuelvo a comenzar !!!
    Qué emoción tan grande me dió leer este mensaje !! Lloré mucho de lo lindo !!
    Gracias Candeeeee !!
    No nos olvidemos del riquísimo Coco Basile a orrillas del Atlántico en la sombrilla 19 , eh !!
    Un beso grande !!! En estos últimos años se han cumplido tantos sueños que pedir Londres con papás Becco .... Andá a saber .... Beso y gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo logré !!! La anònima soy yo Sessé !!!

      Eliminar